Ir arriba

Comentarios (9)

jorge | 24.06.2008
PUTAS QUE S FACIL HABLAR LINDO DON LUCIANO Y LA MANSA CAGADITA QUE ME HIZO CUANDO ME DEJO AFURA DE LA LISTA DE CARABINEROS TORTURADO Y A MI JEFE Y A MI SECRETARIO LOS DEJO ADENTRO, LINDA LA FIESTA NO.
antonia | 14.05.2008
Es harto complejo poner las manos al fuego, aun cuando se trate de nuestros propios hijos, porque igual podríamos terminar quemados. Y aunque carabineros es una de nuestras instituciones mas creibles, no está excenta de tener casos bochornosos. Tambien es muy humano equivocarnos respecto de la apreciación que un jefe pueda tener de un subalterno. Tampoco se trata de darle la espalda y crucificarlo sin averiguar lo sucedido. Nuestro vocero de gobierno cuando un periodista le preguntó por el caso, respondió que valoraba en mucho sus extremidades y que por lo tanto no se las quemaba por nadie.
Fernando Ortiz Cruz | 14.05.2008
Particularmente quiero rescatar el párrafo: "cuando miembros institucionales incurren aunque sólo sea en errores menores, en actos innecesarios, se correrá el riesgo que lo hagan confiados precisamente en el respaldo irrestricto que van a recibir si éstos llegan a trascender". En base a nuestra escala de valores, dentro de las prácticas constitutivas de la cultura latina en el espacio de trabajo, encontramos que la cercanía personal existente le gana cotidianamente al apego imparcial a lo entendido universalmente como "correcto", así también al nivel de exigencia en rendimiento laboral. Si bien no podemos modificar àgilmente la escala de valores latina que nos constituye, si podemos cultivar prácticas de trabajo ejemplares particularmente en las autoridades públicas y privadas.
DRMillan | 12.05.2008
En pensadores de difícl lectura como Heidegger, Jorge Hevia o el mismo Luciano Fouillioux, es muy importante conocer a sus comentaristas. En la lectura de esta nota me ayudaron los comentarios y el saber gracias a la lectura en múltiples medios, de que estaba hablando. Recojo parte de un comentario que me pareció particularmente interesante y que afirma: "Que quiso decir al final??" y agrego Qué quiso dedir al principio? y también, para completar la idea: Qué quiso decir en general? Cúal era la idea? Alguien, seguro, afirmará: nunca estos pensadores fueron completamente comprendidos en su tiempo.
Felipe Norambuena Barrales | 12.05.2008
El problema de fondo del tema planteado por el articulista es que toda la sociedad moderna y democrática debe tener como principio rector del Derecho Penal -sino de toda convivencia social- la necesidad de quemarse las manos frente a denuncias, comentarios u opiniones respecto de la comisión de una falta o delito. La presunción de inocencia en una sociedad democrática de derecho costituye el único resguardo de los ciudadanos frente a cualquier acusación, haciendo en consecuencia innecesaria o superflua las defensas,familiares o corporativas de algún imputado. En tanto dicha presunción de inocencia no se haga carne,segurán apareciendo en la opinión pública candidatos a quemarse las manos por sus pares, parientes o compañeros de partido. Entonces la invitación tan poderosa como a no quemarse las manos,debe ser aquella que privilegia de manera enérgica la presunción de inocencia de todo ciudadano frente a cualquier acusación.
ja | 10.05.2008
Todas estas situaciones son comprensibles respecto de las personas en sí mismas, pero desde luego mal consejera, cuando por dicho vehículo se busca aminorar con propósitos ajenos, los malos efectos del resultado de reñidas prácticas o conductas que en general se presentan de ordinario en el ámbito laboral, las cuales en algunos casos tienen que ver también con cuestiones de carácter político y empresarial." "No es posible actuar en función de un fin superior como el estímulo y respaldo hacia el interior de los estamentos institucionales, políticos o empresariales, creyendo que sólo eso justifica una reacción anticipada; esos mismos estamentos se pueden ver golpeados a futuro, si la realidad finalmente se expresa de una manera distinta." Este tipo no puede escribir.. Quien es la mal (sic) consejera? Que quiso decir al final??
Néstor Morales | 09.05.2008
Sin duda que la experiencia de Luciano es clave para analizar con sutileza lo que en el papel o el PC puede leerse como una crítica o análisis de de caracter general, quemarse las manos es un signo de otro malestar subyacente en estas discusiones y es el de coporativizar las opiniones en base a lo afectivo, esto es, entregar apoyo solo en funcion del grupo identitario y no desde la verdad y la justicia. Del apoyo institucional existe un paso al cumplimiento del deber abogando obediencia debida. Cuidado entonces con las FFAA y de orden.
Carlos | 09.05.2008
Si algunos siguen a priori apostàndo a quemarse las manos por... creo que habrà que subir la meta de Teletòn considerablemente
César González | 09.05.2008
De acuerdo con la forma y fondo del artículo. Espero que asimismo el ex Subsecretario haya aprendido la lección de la situación que le toco vivir cuando era Subsecretario y no se transforme en el eterno cliché que reza "Has como yo digo y no como yo hago".
Icono de noticia

¿Algo que agregar?

Debe contener sólo valores alfabéticos
Debe llenar este campo con un e-mail válido
Revise los campos nuevamente
icono financia

¿Cómo se financia CIPER?

Ver informes de ingresos
icono apoyo

¿Cómo apoyar a CIPER?

Conoce las opciones
icono principios

Principios de CIPER

Lo que nos mueve
icono directorio

Directorio Fundación CIPER

Nuestro directorio
icono equipo

Equipo CIPER

Conócenos
icono investigacion

Investigaciones
con impacto

Revísalas
icono premios

Premios obtenidos

Ver premios
icono trofeo

Libros CIPER

Conócelos
icono trofeo

Enviar cartas y columnas

Revisa las opciones